Nibali burla a todos y se lleva la Classicissima – Ciclismo Internacional

Nibali burla a todos y se lleva la Classicissima

Por @RegulusAugustus

Vincenzo Nibali (Bahrain-Mérida) fue el mejor en el remate de la edición 98° de la Milano-Sanremo, realizando un ataque tardío que le dio el triunfo ante Caleb Ewan.

Con frío y bajo lluvia, fueron activándose forzadamente las bielas en Milán. El público aplaudió bajo los paraguas y los pedalistas respondieron poniéndose en marcha envueltos en sus chaquetillas, algunos más despacio que otros.

Quizás lo gris del día motivó lo lento de las acciones iniciales, en especial por parte de los World Tour, pero finalmente se formó una fuga compuesta por los más obligados a ello: Maestri (Bardiani), Rota (Bardiani), Koberniak (Gazprom), Sagiv (Israel CA), Van Winden (Israel CA), Hatsuyama (Nippo-Fantini), Planet (Novo Norkisk), Mosca (Wilier-Selle Italia) y Bono (UAE Emirates), este como único World Tour involucrado.

Ante los nombres que figuraban en la aventura de vanguardia, el pelotón les dejó hacer y, sin correr riesgos en una carretera mojada, les cedió 6’36” al término del primer tercio de recorrido, mientras Sky estableció el ritmo de rodada.

La situación se mantuvo pese a que Bora y Quick-Step Floors pasaron a colaborar en la punta. Tras la cima Campo Ligure, el clima cedió un poco su embestida sobre el grupo pero aún con bastante frío. Allí la diferencia se marcó en 5’30” y fue disminuyendo poco a poco.

En medio de las condiciones, se presentó una caída en una de las zonas de alimentación, que dejó como damnificado a Wisniowski del Sky -fuera de carrera- y algo tocado a André Greipel.

La ventaja se redujo y estiró de nuevo pero, llegado el último tercio de los 294 km de recorrido, tan solo 3’40”, equivalentes a 2.5 km de distancia según el GPS, jugaban a favor de la novena de punta. El pelotón estuvo seguro siempre de poder capturarles en cuanto quisiese y siguió jugando al gato y el ratón hasta acercarse a Cipressa.

El sol tuvo la gentileza de sonreír en los últimos 50 km, retiró las chaquetas, calentó los cuerpos y con ello las acciones. Aumentó el ritmo de persecución y atrás se sufrió una caída por parte de dos hombres de EF-Drapac.

En la cota de Capo Berta se presentó una aceleración, conllevando un enredo en el cual un hombre de Gazprom y uno de AG2R tocaron el piso. Adelante, Sky y Bora pusieron una marcha más, haciendo perder contacto momentáneo a Kittel (Katusha), mientras adelante solo sobrevivían los dos Bardiani, Bono y Van Winden.

La captura se dio apenas asomaba el ascenso a Cipressa y allí inició una nueva carrera con BMC, Sunweb y Groupama-FDJ pasando al frente buscando acomodar a sus hombres. Pese a lo aparentado en conjunto, incluso con la aparición del Astana, la trepada fue bastante lenta y el descenso inició con un lote aún bastante numeroso.

Todo estaba para decidirse en Poggio, y justo antes de entrar en su ascenso Mark Cavendish (Dimension Data) vio de nuevo la mala suerte que arrastra: no logró esquivar un bache divisor en el centro de la vía, que no tenía señalador, y lo chocó de frente conllevando que volase por el aire y diese la vuelta completa para caer de espaldas.

Adelante, BMC envió a Drucker y Bora puso momentáneamente a Burghardt para frenarle. Luego, fue Nibali (Bahrain) quien movió el árbol trayendo tras de sí a Spilak (Katusha) y Battaglin (LottoNL-Jumbo). Ante el desespero, los favoritos notaron demasiado tarde la ventaja tomada por el ‘Tiburón’, quién coronó el Poggio en solitario.

En el descenso fue Matteo Trentin (Mitchelton) quien aceleró, obligando a Sagan (Bora) a marcar su rueda. Nibali asumió los planos 2.000 metros finales con 9″ de ventaja y un lote reducido a su caza.

A la marca del último kilómetro, el Quick Step encabezó el grupo tratando de dar captura y ubicar a Elia Viviani. Nibali dejó todo en la carretera, mientras se le venían encima, pero viendo hacia atrás notó que no se le daba alcance.

Así, ”Lo Squalo” tuvo tiempo de tomar aire, alzar los brazos y lograr un sueño monumental, ganando la Milán-San Remo. Por su parte, Caleb Ewan encabezó al lote perseguidor, a solo 1″. 

Clasificación:

César Herrera

¿Te gusta lo que hacemos? Seguínos en @CiclismoInter

Sumate en facebook: Ciclismo Internacional

Copyright © 2012-2018 Ciclismo Internacional. All Rights Reserved

8 pensamientos sobre “Nibali burla a todos y se lleva la Classicissima

  1. El “suertudo” de Nibali, leí en comentarios en este mismo portal. Nibali es un GRANDE.

  2. Olé, olé y olé!!!!!!! Pedazo de ataque y pedazo de corredor burlando a los corredores abonados a la ley del mínimo esfuerzo y a Sagan que reaccionó muuuy tarde!! Me ha recordado al gran Maurizo Fondriest.
    Me quito el sombrero!!!

  3. NIbali demuestra que se pone un objetivo y lo puede cumplir, planificando esta temporada por las clásicas y ganando este monumento que le faltaba en su país natal.
    Que tenga una excelente temporada y vaya por el campeonato mundial como lo predijo…, maestro!!!

  4. Leyenda!! Por fin alguien que hace rato está en el Olimpo del ciclismo, es limpio. No es menor esta situación, pues son poquitos…

Los comentarios están cerrados.

close
Facebook IconTwitter IconMi BlogMi Blog
%d